Oración de hoy Lunes.


Realiza esta oración todos los días antes de salir de casa y ora por los milagros de nuestro señor, por su inmensa grandeza y por su amor hacia cada uno de nosotros, un padre amado que nunca te abandonara, acércate a su palabra a su testimonio y conoce como su poder y su grandeza se manifiesta en cada uno de sus hijos, porque Dios es amor, Dios es bondad, Dios es misericordioso.


Quiero agradecerte hoy, porque me has dado mi Dios amado la fortaleza de seguir adelante, que a pesar de las adversidades me mantengo de pie y con fuerza para luchar en esta vida tan incierta, lo único cierto es el amor que tú nos da.


Gracias padre por un nuevo día de abrir mis ojos y contemplar las maravillas de tu creación de sentir tu radiante energía vivificante recorrer mi cuerpo y llenarlo de salud, de fuerza, de vigor, de entusiasmo, de claridad de saber que tu palabra se hace acción en mí, que tu promesa se hace verdad en mí.


Gracias padre porque en este glorioso día, tú me inspiras y me llevas por mi camino, apoyándome, guiándome y dirigiéndome sin permitir que los obstáculos me detengan, porque crees en mí y confías en mi victoria, gracias padre porque este día quiero hacerlo el mejor de todos y enseñar con mi ejemplo que no importa lo que suceda hoy es el mejor día de mi vida.


Gracias padre por este bendito día, que sea para tu perfecta gloria y para el bien mío y de todos lo que habitamos este hermoso país, gracia por tu bendita asistencia en todo lo que este por emprender, ayúdame a manifestar en este día tu voluntad y convertirme en un canal perfecto de tu energía.


Gracias padre por que hoy es el día que augura tanto suministro de todo lo bueno y perfecto que de ti puede venir, porque en este momento tus dones me están llegando en forma de salud, en forma de providencia, en forma de un buen empleo, en forma de un casa linda y grande, en forma de riquezas económicas, en forma de relaciones santas, en forma de protección, gracias padre.


Gracias padre porque lo que te pido y te agradezco para mí lo pido también para mis seres queridos y familiares, porque no seré feliz si el mal y la desdicha tribulan a cualquier ser que yo aprecie, deseo señor tu perdón amoroso por los malos tratos, confusiones y errores cometidos por mí.


Ora todos los días, siempre aférrate a la palabra de nuestro Dios padre, quien será nuestro salvador y protector en los momentos más difíciles, encomiéndate a Dios con mucha fe y jamás pierdas las esperanzas. Amén.