Oración de la noche.


Haz esta oración para que estés más cerca de nuestro amado Dios, que te ayudara a descansar en paz y confiado que Dios nunca te abandonara y cuidara, aférrate a sus bondades y encontraras en la vida eterna, ora con mucha y amor porque él te oirá y se apiadara de ti y te concederá tus deseos y tus necesidades la eliminara de tu camino.

Esta hermosa noche de luna llena, me acerco a ti suavemente y con el corazón en la mano, para pedirte que me des la ayuda y el socorro que tanto necesito. Mi alma sufre como un niño que no consigue consuelo por la falta de sus padres, así me siento como si no tuviera a nadie a quien acudir y pedir que detenga mi sufrimiento.

Ante la hermosa luna que ilumina mis lágrimas y no me da el consuelo que calme ni angustia, te imploro señor, sé que existes, sé que eres real, sé que tú eres mi padre y nunca me abandonaras. Pero porque me siento tan solo, porque no puedo encontrar respuestas a esta situación, que me produce este profundo dolor.

Seca mis lágrimas, reconforta mi espíritu, activa mi fe y entrégame el alivio que mi corazón tanto anhela. Que tu bendito manto me cubra y haga el milagro, que, de sosiego a mi alma, que tu palabra sea como un bálsamo y cure todas mis heridas, te necesito tanto padre mío, ven y háblame que tu hijo arrepentido te escucha con atención.

Sí, estoy arrepentido, porque sé que todo lo que me ha pasado, todo lo que me está pasando y todo lo que me pase en el futuro, es por mi culpa. He tomado decisiones incorrectas, no me he tomado el tiempo suficiente para meditar los asuntos importantes de mi vida y lo he tomado todo al azar. He sido muy irresponsable.

Me siento muy afligido y apenado por mi conducta, no sé si se pueda remediar las cosas después de lo que he hecho, me siento sin salida. Pero solo me queda pedir perdón, perdón, perdón me inclino ante usted padre bondadoso, absuélveme de mis errores, de mis malos pensamientos de las emociones mal calificadas por mí.

Gracias bendito padre, gracias por venir a la ayuda y socorro de mi suplica, gracias por darme en esta noche tu perdón amoroso que tanto pedía. Gracias porque cada día estoy más convencido de que tú eres poderoso y dueño de mi vida. Manifiesta esta misma convicción en mis hermanos para que sientan la libertad que yo siento. Gracias. Amen.

Ora en compañía de tus seres queridos y reciban la bendición de Dios, realicen esta oración con mucha fe, para que sientan la grandeza y protección de nuestro Dios eterno y duerman con la bendición. Amén.