Oración para el Sábado 19 de octubre del 2019.


Haz esta bella oración por el nuevo día que tienes que emprender, por este nuevo comienzo, acércate a nuestro Dios padre y descubre todas sus virtudes y sus maravillas, ora con mucha fe y esperanza, recibe el milagro de la vida a través de esta oración estarás más en comunicación con nuestro Dios amado, porque siempre cuidara y velara por ti.


Buenos días amado padre celestial, gracias por todo el amor que me brindas, gracias por compadecerte de mi pequeña humanidad. Que la gloria y la majestad que representas se sienta complacido con esta humilde plegaria, que expongo con total humildad y respeto. Nunca olvides a este amado siervo, que te quiere ofrecer un servicio de amor.


Que todo tu poder magnánimo se exprese a través de todas las criaturas que hacen vida en este planeta y manifiesta toda la bondad y perfección. Se el aliento que me inspire para realizar las cosas que debo hacer, se el alimento de mi cuerpo físico y mantenlo fuerte y dispuesto a la ayuda en todo momento.


Se el alimento de mi mente y solo manifiesta ideas, pensamientos y proyectos que solo puedan contribuir a un mejor mundo. Se el alimento de mi corazón que solo puedan albergar sentimientos de amor, de dicha, de felicidad, de gratitud, de alegría y que solo puedan atraer a mi vida, aquello que es igual y me llene de paz.


Que tu energía vigorizante me irradie y envuelva, como los rayos del sol de este hermoso amanecer, que tu misericordia con tanto amor me regala a mí y a mis seres queridos. No permitas que tu hijo, hagas cosas de las cuales después se arrepienta y se, que, si las cometo, no te puedo culpar de nada, solo quiero que me des mucha fuerza y control.


Que este bonito amanecer, sea como el amanecer en mi vida, como el amanecer en mis proyectos, como el amanecer de mis sueños. Quiero ver la belleza en todo, hasta en lo negativo que veo suceder a mí alrededor, quiero que me cuides y me mantengas alejado de todo aquel que desee hacerme daño por envidia, celos o molestias mal infundado.


Gracias padre, primero por crearme, segundo por darme la posibilidad de formar parte de esta encarnación, tercero por darme la familia que me has dado, cuarto por las circunstancias que he enfrentado, enfrento y enfrentare, para mi progreso individual. Gracias por amarme, cuidarme, protegerme y estar siempre atento a mí, gracias. Amen.


Reza todos los días antes de salir de casa esta oración llena de bondad, para que encomiendes tu trabajo, tus estudios, tu transitar de este día en manos de nuestro amado señor y recibas su bendición. Amén.